Iveco ZFAS
siempre al lado del transportista

Una de las principales ventajas competitivas de ZFAS, distribuidor oficial Iveco en Barcelona, Gerona y Tarragona, es su conocimiento del sector del transporte de mercancías y la cercanía que mantiene con sus clientes, que se ha visto incluso reforzada durante el estado de alarma. Las cifras avalan a la filial catalana, que en lo que va de año ha vendido prácticamente uno de cada cuatro vehículos industriales comercializados en su área de influencia.

ZFAS atesora una experiencia de más de tres décadas en la distribución de vehículos industriales en Cataluña. De hecho, los orígenes de la compañía se remontan a hace más de 30 años, cuando se constituyó como concesionario Iveco en la provincia de Barcelona. Desde entonces, la evolución de la entidad ha sido “satisfactoria”, tal y como afirma su propio director general, Jordi Sardina, quien en declaraciones a Todotransporte pone en valor los “más de 29.000 metros cuadrados de instalaciones dedicados a la venta y posventa (taller y recambios) en las provincias de Barcelona, Tarragona y Gerona, a las que se suma una red de servicios formada por más de 15 talleres autorizados” diseminados a lo largo y ancho de esos tres territorios.

Jordi Sardina acumula una larga trayectoria en el mundo de la automoción, donde ha desempeñado diversos cargos de responsabilidad en el ejercicio de los cuales ya se ha enfrentado a otras crisis. Por eso, aún a pesar de reconocer que “veníamos de una situación complicada, con cambios internos en la organización y en el propio sector, con una competencia muy fuerte y con una actividad que se comportaba de manera discontinua”, el director general de Iveco ZFAS se muestra optimista con respecto a lo que queda de ejercicio:

“Tenemos una buena estructura y un equipo espectacular para hacer frente a los retos presentes y futuros.»

La actividad empieza a crecer después del parón de la Covid-19, esperamos acabar el año con unos resultados en línea con nuestras expectativas”, vaticina.

Uno de los motivos de su confianza reside en el hecho de que la entidad catalana tiene “una organización consolidada”, lo que le permite “incrementar nuestra cuota de mercado y unidades de venta”.

De hecho, las cifras de Iveco ZFAS son ciertamente notables, con una cuota de mercado en vehículos industriales de más de 3.500 kg que el año pasado se situó en el 19,2% del total en su zona de influencia (17,6% en pesados, 19,8% en ligeros y 25,8% en medios). A pesar de la crisis desatada por el estado de alarma decretado para contener la propagación del coronavirus, los datos de penetración en el mercado al cierre del mes de mayo arrojan una cuota del 23,6% en vehículos ligeros y del 24,5% en pesados, lo que permite hacerse una idea de la fortaleza que el grupo industrial tiene en Cataluña.